Llegan los envases biodegradables… y comestibles

por | 3 Dic 2017

Investigadores de todo el mundo trabajan para crear nuevos envases no contaminantes.

«¿Por qué algo que he usado durante diez segundos estará contaminando el planeta durante cientos de años?». Eso se preguntó, según detalla el diario El Mundo, Aitor Susaño mientras viajaba en avión y trataba de abrir una bolsita de aceite. De aquella pregunta nació Corium, un envase de aceite monodosis que se descompone en cuestión de semanas. Ya produce dos millones de unidades al año y vende también en Estados Unidos.

Como Aitor, son muchos los investigadores e inventores que se han propuesto revolucionar el mundo del envase, tan utilizado en nuestras sociedades. Ahí están Rodrigo García y Pierre Paslier, quienes han creado Ooho, el envase comestible. Ya se utiliza en nutrición deportiva: una burbuja transparente capaz de envolver líquidos «tan natural que cualquiera puede comérselo después de su uso», explica García. Si no se quiere llegar tan lejos, se puede desechar: en cuatro o seis semanas habrá desaparecido. No han sido los primeros en crear algo así: el estadounidense David Edwards creó WikiFoods hace unos años, un envase natural que envuelve los alimentos «como la piel de una uva».

Otros inventos que ya existen son TrioCup, una taza de café realizada en cartón que se pliega y permite prescindir de la tapa de plástico, Evoware, un envase comestible creado a partir de algas marinas, o Delta, un envase monodosis para salsas.

Importantes empresas como Carlsberg o Coca-Cola ya están trabajando en botellas biodegradables que reemplazan materiales tradicionales como el vidrio o el plástico. Y es que la economía del plástico es quizás la predominante, pero con nefastas consecuencias para el medio ambiente. A saber: solo el 14% del plástico es recolectado para su reciclaje (aunque en España se recicla el 76% del plástico, las latas y los biks, situados en la famosa bolsa amarilla). Se calcula que cada año acaban en el océano 8 millones de toneladas de plástico, el equivalente a un camión de basura por minuto, según datos de Ecoembes. Esto provoca que los océanos cuenten con unos 150 millones de toneladas de plástico acumuladas. La cifra es muy grave, ya que se prevé que en 2050 haya más plástico que peces en el mar… Por eso estos inventos, que a simple vista pueden parecernos estrambóticos, son en realidad una de las recetas para salvar el planeta. Literalmente.

Apóyanos y comparte este artículo:
  

0 comentarios

Enviar un comentario

Desciende la credibilidad de los influencers

Desciende la credibilidad de los influencers

La credibilidad de los influencers de redes sociales, en entredicho. Aunque hasta la fecha se habían convertido en unas figuras esenciales a la hora de hacer publicidad, este papel podría estar desmoronándose. Así lo advierte un reciente estudio llevado a cabo en...

SUSCRÍBETE A NUESTRA REVISTA

6 números por 18€

Previous Next
Close
Test Caption
Test Description goes like this