Lucía Chacón, menudonumerito: “’Siete agujas de coser’ es una novela contada por mujeres”

por | 6 Jun 2022

Lucía Chacón McWeeny (Almuñécar, Granada, 1969) trabajaba como documentalista en una oficina hasta que en 2011 apostó por convertir una de sus aficiones en su modo de vida con el blog Menudonumerito.com.

El éxito llegó y un año más tarde, en 2012, puso en marcha su canal de YouTube Coser fácil y más Menudo Numerito, en el que comparte tutoriales de costura con una legión de más de 1.300.000 followers en YouTube y 132.000 en Instagram. Ahora presenta nueva obra: Siete agujas de coser en la Feria del Libro de Madrid.

 

Acabas de publicar tu primera novela. Cuéntanos, ¿qué tal está siendo la acogida? ¿Cómo estás viviendo la experiencia?

La acogida está siendo absolutamente abrumadora porque tengo una comunidad de seguidores muy fiel, enamorados del tema principal de la novela o digamos mejor de la escena, porque la costura solo sirve como excusa para tener un escenario donde contar historias. Por eso toda la gente que me sigue se ha enganchado muy rápidamente y al lector que viene de fuera, al que a lo mejor este mundo le es ajeno, también le ha gustado porque lo que se percibe en toda la novela son historias, historias de mujeres que se reúnen en una academia de costura, ese es el punto de encuentro.

 

«Estamos demasiado acostumbradas a competir en vez de a apoyarnos»

 

¿De qué trata Siete agujas de coser?

La historia va de una academia de costura creada por dos mujeres de clases sociales diferentes y con una trayectoria vital muy distinta. Allí confluyen con las alumnas principales. Por eso tenemos 7 protagonistas, 7 agujas de coser, y en la novela vemos cómo interactúan entre ellas, cómo se van apoyando, cómo compartiendo vivencias y emociones va transcurriendo la vida de cada una, ayudándose.

Está ambientada en los años 90, donde había términos que no existían o no utilizábamos como, por ejemplo, empoderamiento, sororidad, emprendimiento femenino. Este tipo de cosas, que están todas presentes en el libro, no se nombran porque en los 90 no se nombraban, pero al final las protagonistas descubren que son mucho más fuertes uniéndose que no compitiendo como la sociedad de entonces nos había enseñado a relacionarnos unas con otras. 

 

¿Cuándo surge tu pasión por la costura?

Para eso me tengo que remontar a cuando era muy niña. Mi tía y mi abuela me cosían vestidos y yo jugaba con sus retales a hacerles vestiditos también a mis muñecas. Luego, más adelante, empecé a coser cuando mis hijas eran pequeñas, entonces no había bazares donde podías comprar disfraces por cuatro duros y empecé a coser con una amiga que sí sabía y tenía máquina. Me enseñó y poco a poco me fui sumergiendo de una manera absolutamente autodidacta.

Luego, en 2011, haciendo un curso de Community Management intentando reciclarme, fue donde descubrí las redes sociales, donde me enamoré de esta forma de comunicar y abrí un blog con lo que hacía por aquel entonces, que era decorar camisetas. Entré en la blogosfera, en una comunidad que se llama Madresfera, que reúne blogs de madres que comparten muchas temáticas diferentes y ahí empecé a conocer gente que también tenía blogs y algunas de ellas me dijeron: “Lo tuyo es el vídeo”. Así fue como empecé con el canal de YouTube a través de una persona que también me había hecho encargos de costura, que tenía a su vez otro canal y así fue como poco a poco empecé en esto.

 

¿Te identificas con alguno de los personajes de tu novela?

No hay un personaje con el que me identifique al 100% pero evidentemente están generados por mí y tienen algo de mí. Hablamos de los 7 personajes principales de la novela. Luego hay muchos más, pero esos 7 yo diría que cada uno representa un tipo de mujer, unas circunstancias vitales distintas y un poquito de mí, sí.

 

Tienes una comunidad muy grande de followers… ¿Qué papel juegan para ti las redes sociales?

Las redes sociales para mí son el escaparate donde comparto mi trabajo. Hago tutoriales de costura creativa en YouTube y comparto siempre enlaces a cada tutorial nuevo. Es la forma de comunicarme de una forma más fluida con toda la comunidad de seguidores.

 

¿Qué es lo mejor y lo peor de estas para ti?

Las redes sociales son como todo. Si haces un buen uso de ellas son buenas y si no, no. ¿Podríamos decir que la televisión es buena o mala? Depende del canal que elijas, depende de los programas que veas y de cómo te ayuden a enriquecerte como persona. Mi experiencia con ellas es muy buena.

 

“Si entras en redes sociales para vivir de ellas desde el minuto uno, no te va a funcionar”

 

¿Se puede vivir de ello?

Sí, mi trabajo ahora mismo y mi negocio es ese. Es en YouTube, en colaboraciones, ese es ahora mismo mi trabajo. Pero requiere muchísima constancia. Pasa muchísimo tiempo hasta que empiezas a percibir un salario. Puedes tener un negocio y dormir tranquilo, pero sí que es verdad que lleva un tiempo, no es fácil. Si entras en redes sociales o en YouTube para vivir de ello desde el minuto uno no te va a funcionar, porque si tienes un contenido absolutamente original y rompedor, eres una súper buena comunicadora y te haces con una comunidad en un año, pues fenómeno, pero mi experiencia no ha sido así. 

 

“Hay que pensar qué puedes aportar tú a las redes, más que lo que las redes te pueden aportar a ti”

 

¿Qué le dirías a alguien que quiere dar el salto de emprender su propio canal de negocio? ¿Qué consejo le darías?

Le diría que para llegar a cualquier sitio, lo primero es dar el primer paso. Desde luego ser muy constante, no tener unas expectativas muy altas para no frustrarte desde el principio e intentar conseguir siempre el mejor contenido. Pensar qué puedes aportar tú a las redes, más que lo que las redes te pueden aportar a ti: ‘¿Qué puedo aportar? ¿Cuál es mi singularidad? ¿Cuáles son mis puntos fuertes y qué puedo compartir con el resto de la audiencia?’ Yo creo que hay que hacerse esa serie de preguntas para entrar. Luego hay que tener en cuenta que para hacer las cosas bien tienes que informarte. Yo cuando empecé haciendo vídeos no tenía ni idea. Me hice un curso de fotografía, aprendí un poco de edición y con el tiempo vas cogiendo más soltura, pero si puedes formarte, yo creo que en eso siempre hay que invertir.

 

“Mi ilusión es poder seguir compartiendo tutoriales”

 

¿Te interesaría dar el salto al mundo de la moda?

No, en absoluto. Tenemos marcas y creadores maravillosos en este país a los que les cuesta mucho mantenerse a flote y mi ilusión es poder seguir compartiendo tutoriales. A mí lo que me gusta es poder aprender y poder compartir porque yo no es que enseñe, es que aprendo al mismo tiempo que lo explico. Yo voy aprendiendo sobre la marcha y comparto eso, comparto lo que sé. Dar un salto al sector de la moda como diseñadora o como costurera, eso es un ámbito muy diferente.

 

“A veces, nosotras mismas somos nuestras propias enemigas”

 

¿Queda mucho para que términos como la sororidad de la que hablábamos antes y que promueven tus protagonistas calen en la sociedad?

Sí, sí que queda. A veces, nosotras mismas somos nuestras propias enemigas. Estamos demasiado acostumbradas a competir en vez de a apoyarnos, pero yo creo que va calando y la conciencia de que juntas somos más fuertes y que al final vamos todas o debemos ir todas en la misma dirección. Y no hablo solo de mujeres, voy a hablar de todos porque creo que es importante que entendamos que estamos todos juntos en este planeta y que tenemos que trabajar unidos para que esa hermandad sea realmente efectiva. Y entre nosotras, sobre todo. Yo creo que hay que empezar por ahí y luego seguir haciendo, seguir ampliando el espacio para que todo el mundo quepa en el mismo mundo.

 

¿Has vivido situaciones de desigualdad a nivel laboral?

Quizás sí cuando he estado trabajando en una empresa hace mucho tiempo, en los 80 o a principios de los 90. Probablemente sí que las hubiera, pero ni siquiera teníamos el concepto de desigualdad laboral, no éramos conscientes de eso, simplemente las cosas eran como eran. Entonces, no la he sufrido o no he sido consciente de que la he sufrido. 

 

¿Habrá próxima novela? ¿Cuáles son tus futuros pasos?

No sé si habrá una próxima novela. Yo desde luego he disfrutado muchísimo con esta y espero que la aventura no quede aquí, pero ahora es el público y el mercado el que tiene que decidir si le apetece seguir leyendo historias que salgan de mi pluma. ¡Estaremos atentas!

Apóyanos y comparte este artículo:
Ana Matías

Ana Matías

Periodista e historiadora. Community manager y redactora para la revista Influencers. Apasionada de las letras y las nuevas tecnologías, siempre ando en busca de nuevas cosas por aprender.
  

0 comentarios

Enviar un comentario

Obi-Wan Kenobi, ¿la mayor decepción del año?

Obi-Wan Kenobi, ¿la mayor decepción del año?

La serie dedicada a Obi-Wan Kenobi ha llegado a su fin esta semana, provocando división de opiniones entre el público. Desde los que se han sentido profundamente decepcionados, hasta los que han llorado con su final. Analizamos sus virtudes y defectos, así que si...

SUSCRÍBETE A NUESTRA REVISTA

6 números por 18€

Previous Next
Close
Test Caption
Test Description goes like this